Loading...
Skip to content

Comunicado a la opinión pública 

Comunicado
  • Bogotá D.C., 29 de octubre de 2019 – SNR –

 El día de hoy en la Superintendencia de Notariado y Registro se dio inicio a un cese de actividades promovido por las organizaciones sindicales, con impacto en las 195 Oficinas de Registro de Instrumentos Públicos del país, que afecta la prestación del servicio público registral en todo el territorio nacional.

 El 24 de mayo de 2019, en el marco de la negociación colectiva de solicitudes de las organizaciones sindicales de los empleados públicos, se firmó un acuerdo sectorial y en su numeral 94 se acordó instalar una mesa técnica, para que en un plazo de hasta 9 meses se realice un diagnóstico de la Superintendencia de Notariado y Registro y se elabore una propuesta integral (legal, reglamentaria y demás que sean necesarias, con el fin de mejorar la estructura y planta de la entidad). La mesa técnica sectorial acordó discutir los temas de fuentes de financiación, reestructuración de la planta de personal, nivelación con otras superintendencias equivalentes, régimen especial y revisión de reforma normativa. El plazo acordado para la realización del diagnóstico mencionado vence el 22 de febrero de 2020.

 A la fecha se han realizado 12 mesas técnicas sectoriales con la participación de los sindicatos. Sin embargo, en un claro incumplimiento de lo acordado, sin que se haya vencido el plazo pactado y en medio de las conversaciones, las organizaciones sindicales decidieron fijar hora cero de inicio de asambleas nacionales informativas permanentes y con ello el cese de las actividades.

 Esta Administración respetará, como lo ha venido haciendo, el ejercicio de los derechos colectivos sindicales, de asociación y de protesta, sin embargo, en el marco de sus obligaciones y competencias, hará respetar la Constitución y la ley si se tiene en cuenta que estos ceses de actividades podrían ser declarados ilegales por parte de la jurisdicción ordinaria laboral, con la consecuente responsabilidad disciplinaria que esta decisión conlleva.

 La administración sigue abierta al diálogo y hace un llamado a los sindicatos promotores del paro y a los empleados de la Superintendencia para que cumplan con su obligación de prestar el servicio público registral y no afecten los derechos de los ciudadanos y de los funcionarios cuya decisión es seguir laborando.

 

Top
Última actualización 12 de noviembre de 2019